El adulto mayor como centro del servicio, esa es la nueva apuesta de Quillota para hacer feliz a sus habitantes

Quillota es pionera en buscar soluciones efectivas para los problemas de su entorno a través la innovación social. Luis Mella, doctor y alcalde de la comuna, es el único edil nacional seleccionado como uno de los “40 Alcaldes Campeones para el Crecimiento Inclusivo” en el mundo, reconocimiento que otorga la OCDE y la Fundación Ford.

Al ser consultados sobre la ocupación efectiva de sus horas libres, a más del 70% de los adultos mayores en Quillota le gustaría destinar parte importante de su tiempo en emprender nuevos negocios o materializar iniciativas y proyectos, dando cuenta de una sociedad que aparta a un grupo activo de la comunidad, con muchas capacidades y sobretodo experiencia.

El proyecto comunal “Servigente” se perfila como un espacio que promueve y oferta servicios de adultos mayores, es decir con 60 años o más de vida, en el territorio a través de las plataformas web y redes digitales de la Municipalidad, conectando sus labores con una red de demandas de servicios y/o productos de la población en general.

En el lanzamiento oficial del programa, realizado a comienzos de septiembre con la presentación del primer grupo de doce beneficiadas, el alcalde Mella señaló que “el adulto mayor nos pedía que lo tomáramos en cuenta, y con Servigente lo devolvemos al lugar del que nunca debió salir, en el centro de la comunidad quillotana”.

En reiteradas ocasiones el edil ha manifestado que su mandato aspira a la felicidad de los habitantes, para lo cual “ las circunstancias son muy importantes, a veces se dice que se puede ser feliz sin trabajo, sin casa o sin tener qué comer y eso es ofensivo. Acceder a una vida activa después de los 60 años es importante para la felicidad, tener un ingreso económico extra también es fundamental. Qué duda cabe de que hablamos de personas activas con mucha capacidad de seguir aportando al desarrollo económico”.

Asimismo explica que “construimos este programa con la gente, desde sus problemas y para su bienestar, no es una imposición que venga de otro lado, sino que responde a sus necesidades y se aplica a los requerimientos específicos de nuestra comuna, para así poder brindar un servicio que a través de la innovación social permita hacer un cambio importante en sus vidas”.

Para diseñar este tipo de proyectos se requiere un largo proceso de recopilación de datos, descubrir experiencias extranjeras, conocer las necesidades específicas del territorio, las cualidades de sus habitantes y una serie de informaciones para aplicar eficazmente la innovación social en la resolución de los problemas sociales.

En esa línea “Servigente” ha pasado por exigentes fases de difusión, selección y diagnóstico del adulto mayor en la comuna, para determinar los perfiles que ingresan a la plataforma web, así como los cursos, talleres y capacitaciones necesarias para cada emprendimiento.

“Estuvimos más de un año trabajando en capacitar e instruir a los beneficiados a modo de aportarles información valiosa, a través de universidades e institutos y a nivel integral incluyendo materias económicas, de servicio al cliente, finanzas y otras áreas. Por lo mismo creemos que es un soporte completo para favorecer la inclusión”, nos contó el doctor Mella en conversación tras el lanzamiento.

Además, en relación a las dificultades y necesidades que observó en este proceso, agrega que “como Municipalidad hemos creado muchos programas de innovación social pero nos falta el apoyo para llevar estos proyectos a otras ciudades, nosotros pensamos extender el éxito, pero también necesitamos apoyo para consolidar las redes de contacto. Por eso es muy importante la cooperación de empresas, universidades y por supuesto de todas las personas, para construir juntos el progreso”.

En cuanto al impacto esperado por este tipo de programa, es principalmente contribuir al reconocimiento, dignificación y resignificación de las experiencias, habilidades y trayectorias de los adultos mayores, como sujetos saludables, activos y plenamente integrados a la comuna de Quillota, en todos los niveles y ante toda la población.

Para conseguirlo hay un fuerte componente de innovación social, ya que se requiere de que muchos jóvenes y personas de todas las edades acudan a esta oferta de productos, servicios y esfuerzos que sus propios vecinos de mayor edad están haciendo por aportar.

Leave A Reply

Your email address will not be published.

¡Ya está disponible #26 edición de LQE Revista!

 

¡Te invitamos a leer y revisar la última edición de nuestra revista con reportajes y artículos de nuestro ecosistema de innovación y emprendimiento!